Proteger los derechos humanos y las libertades

Mediante su cooperación internacional, Suiza asume un compromiso en favor del respeto, la protección, la promoción y el desarrollo dinámico de los derechos humanos. Desarrolla un diálogo político en distintos países contrapartes e interviene en el seno de diversas instituciones multilaterales.

Los derechos humanos son derechos fundamentales universales y esenciales para la dignidad, la supervivencia y el desarrollo de cada persona. Constituyen derechos inalienables e indivisibles.

En su voluntad general de promover y hacer respetar los derechos humanos y las libertades fundamentales de cada persona, la cooperación internacional de Suiza prioriza la protección de los derechos más vulnerables. Muestra su compromiso contra la impunidad y las discriminaciones y en favor del respeto de los derechos de los miembros pertenecientes a minorías.

Suiza promueve en sus países contrapartes, y particularmente en los contextos llamados “frágiles”, condiciones marco que fomentan el respeto de los derechos humanos y permiten a cada persona ejercer sus derechos.

Contribuye a consolidar el puesto central que ocupan los actores no estatales en la escena política. La sociedad civil, que incluye a los defensores de los derechos humanos, y las empresas representan a dos actores clave para la promoción de los derechos humanos.

Reforzar y desarrollar el marco internacional existente

Suiza contribuye, a nivel global, al fortalecimiento del marco internacional de los derechos humanos y a su implementación. Promueve la ratificación universal de los tratados existentes y se compromete activamente, en forma de propuestas y mediante la negociación de resoluciones, para que el marco normativo se ajuste a las exigencias actuales y futuras. Suiza aboga por unas instituciones de derechos humanos sólidas tanto a nivel global como regional y nacional.