Solemne acto de entrega de 42 escuelas-refugio en Myanmar

Artículo, 31.10.2013

Final del proyecto de construcción de escuelas en el delta del Ayeyarwaddy

Tras cuatro años de trabajo, se pudo terminar en octubre de 2013 la última de las 42 escuelas-refugio en el delta del Ayeyarwaddy, en Myanmar. El proyecto dirigido por la Ayuda Humanitaria de la Confederación brinda un entorno de aprendizaje seguro y confortable a más de 7.000 niños, así como refugio en caso de catástrofe a hasta 1.000 personas por escuela.

En un acto solemne, el 16 de octubre de 2013 se entregó a la comunidad local de Hpo Shwe Lone, un pueblo en la región del delta del Ayeyarwaddy en el suroeste de Myanmar, la escuela construida por la Ayuda Humanitaria. En su discurso, el Embajador Christoph Burgener señaló que la apertura de la escuela en Hpo Shwe Lone constituía la culminación de un proyecto lanzado en 2009 tras el ciclón Nargis. Gracias a este proyecto, se construyeron 42 escuelas con un total de 133 aulas y con una capacidad para más de 7.000 alumnos en esta región fuertemente afectada por ciclones.

Construcción de escuelas-refugio
A fin de contribuir de manera sostenible a la reconstrucción de esta región, las escuelas se construyeron de tal manera que proporcionan a toda la comunidad local un refugio seguro en caso de una nueva catástrofe natural.

«Los edificios escolares a prueba de sismos fueron concebidos con dos plantas: la primera planta, que alberga las aulas y la sala de profesores, puede brindar refugio a hasta 1.000 personas en caso de catástrofe mientras que la planta baja acoge aulas suplementarias o puede ser utilizada como lugar de reuniones por la comunidad local», declara Peter Brunner, jefe del proyecto de la construcción de escuelas en el delta.

Apoyo de la COSUDE a largo plazo

La escuela de Hpo Shwe Lone antes de la ceremonia de apertura. © COSUDE Ahora en una siguiente etapa, la Ayuda Humanitaria se compromete a mejorar el acceso a las infraestructuras públicas locales como aprovisionamiento de agua, escuelas, irrigación a pequeña escala y centros de salud en el sureste del país, en los Estados de Kayin y de Mon. En los próximos años, la COSUDE establecerá en esta región prioridades adicionales en la mejora de la formación profesional, de la producción agrícola y de la salud. Consciente de que la paz es una condición importante para el desarrollo del país, Suiza apoya activamente el proceso de paz y la buena gobernanza.

«Todos sabemos que no hay paz sin desarrollo ni desarrollo sin paz», señaló el embajador Burgener en su discurso con motivo de la ceremonia de apertura a la que asistieron, además de Daw Khin Saw Mu, ministro de asuntos sociales de la región de Ayarwaddy, numerosos representantes de las autoridades educativas de los distritos concernidos.

Consciente de l’importance de la paix pour le développement du pays, la Suisse soutient en outre activement le processus de paix et la bonne gouvernance.

Participación de la comunidad local en la construcción
En la construcción de las escuelas, participaron activamente el personal docente, el alumnado y los padres, así como las comunidades locales. Ellos aprecian la mejora y la comodidad del entorno de aprendizaje, así como la certeza de contar con un lugar seguro en caso de catástrofe.

Según las encuestas efectuadas en el delta, la tasa de escolarización en las regiones de intervención de la Ayuda Humanitaria es superior a 90% mientras que en muchos otros lugares ni siquiera uno de cada dos niños puede asistir a la escuela, entre otras cosas, porque no hay suficientes plazas escolares.