Un fondo destinado a la formación profesional de personas desfavorecidas en Nepal


Las mujeres son uno de los principales grupos destinatarios de las formaciones financiadas por el Fondo de Empleo de Nepal, establecido en colaboración con la COSUDE. © COSUDE © COSUDE

El Fondo de Empleo de Nepal creado por la COSUDE, junto con el gobierno nepalí y otras contrapartes, ofrece formación a personas jóvenes y desfavorecidas. Los centros de aprendizaje asumen los gastos de la formación, que posteriormente se les restituyen cuando las personas formadas hayan encontrado un empleo con un salario satisfactorio. 

  

Región/País Tema Período Presupuesto
Nepal
Formación profesional
Empleo y desarrollo económico
Formación profesional
Creación de empleo
Desarrollo de pequeñas y medianas empresas
01.01.2011 - 30.06.2020
CHF 5'996'665

En Nepal se incorporan cada año entre 400.000 y 500.000 jóvenes al mercado laboral. El 90 % no tiene una formación profesional acabada. La COSUDE, junto con el gobierno nepalí y otras contrapartes, creó el Fondo de Empleo en el año 2007.

Los recursos del fondo se destinan a dos componentes del proyecto. Por un lado, se proporcionan conocimientos y competencias técnicas en unas 80 profesiones a nepalíes pobres y discriminados de entre 18 y 40 años para que tengan una oportunidad en el mercado laboral. Y por otro, se apoya a personas jóvenes en la creación de su propia empresa. El objetivo es que la empresa también pueda dar trabajo a otros jóvenes.

Galería de fotos

Facilitar la inserción en el mercado laboral

El primer componente del proyecto, «Camino hacia la prosperidad» (Path to Prosperity, P2P, por sus siglas en inglés), prioriza a las mujeres, los analfabetos y los jóvenes marginados por razones étnicas, circunstancias familiares o por sufrir alguna discapacidad, así como a personas que no han finalizado la educación escolar. El objetivo es integrar a estas personas en el mercado laboral y permitirles ganar un sueldo mensual de como mínimo 4.600 rupias nepalíes (unos 48 USD o 42 CHF). En el año 2013, el 70% de las personas formadas en el marco de este proyecto obtuvo ese ingreso durante al menos seis meses tras finalizar la formación.

Los participantes en el P2P reciben además información sobre salud reproductiva y sexual e instrucción en habilidades sociales, interpersonales, cognitivas y emocionales. Los graduados de P2P que optan por el autoempleo pueden asistir a un curso de gestión empresarial.

El segundo componente del proyecto, «Micro empresas para la creación de empleos», ayuda a los jóvenes a crear una pequeña empresa propia. Va dirigido sobre todo a trabajadores emigrantes retornados a Nepal y a jóvenes que ya han completado cursos de inserción laboral.

La secretaría del fondo selecciona a los proveedores de formación, verifica la calidad de los cursos y la colocación de los participantes y administra los recursos financieros. Los proveedores de formación se seleccionan anualmente mediante concurso y se comprometen contractualmente por un año. Determinan y transmiten, entre otras cosas, las necesidades del mercado laboral para que las formaciones se adecuen a la demanda. Además, financian la formación. El fondo les restituye los gastos, si la persona formada encuentra un empleo estable y gana 4600 rupias mensuales o más. El reembolso se realiza en tres fases:

  1. El 40 % del coste de la formación se restituye después de asistir la persona formada a la prueba nacional de capacitación.
  2. Otro 25 % de los costes se devuelve cuando la persona formada ha trabajado durante tres meses ininterrumpidos.
  3. La parte proveedora recibe la última parte de los costes (35 %) cuando la persona formada ha trabajado durante seis meses con un salario mensual de al menos 4600 rupias nepalíes.

Incentivos para la colocación de personas desfavorecidas

Los proveedores de formación reciben una bonificación, si insertan en el mercado laboral a personas pertenecientes a alguno de los principales grupos destinatarios: mujeres, personas económicamente desfavorecidas o socialmente discriminadas. La bonificación solo se abona a los centros de formación cuando la persona previamente formada  ha trabajado durante seis meses ganando un sueldo de al menos 4600 rupias nepalíes. De esta forma se crea un incentivo para que no solo se forme a personas desfavorecidas, sino que también se integren el mercado laboral.

Hasta la fecha, más de 90.000 personas han completado una formación profesional; entorno al 53 % son mujeres y más del 80% de los graduados pertenecen a un grupo desfavorecido.

Centros de formación

Los centros de formación públicos y privados que ofrecen formaciones profesionales deben cumplir con los siguientes requisitos:

  • Capacidad económica para financiar por adelantado la formación
  • Buen conocimiento del mercado de trabajo local y relaciones con empleadores potenciales
  • Personal con capacidad para transmitir competencias.
  • Infraestructura adecuada
  • Competencias de gestión, así como la capacidad de supervisar a los alumnos y comprender sus necesidades.
  • Buena interconexión, ya que en Nepal son importantes las redes informales

Los responsables del proyecto colaboran con proveedores de formación públicos y privados. Las personas interesadas no solo pueden completar formaciones en la capital, Katmandú, sino también en regiones remotas.

 

Más información