Tráfico – datos y cifras

Suiza dispone de una amplia y efectiva red de comunicaciones, tanto en el sistema viario como férreo.

Viajeros se suben al tren
Viajar en tren. © FFS

  • La red suiza de comunicaciones abarca 71.520 km de carreteras, 5.200 km de ferrovías, 21.529 km de longitud de la red de explotación del tráfico público vial y 1.384 km de ferrocarriles de montaña.
  • En Suiza hay tres aeropuertos internacionales: en Zúrich, Ginebra y Basilea.
  • Los suizos son campeones mundiales en kilómetros recorridos en tren: cada habitante recorre un promedio anual de 2.400 km en ferrocarril.
  • La estación ferroviaria más alta de Europa está situada a 3.454 msnm en la cumbre del Jungfraujoch, en el cantón de Berna.
  • En Suiza existen cerca de 1.800 túneles.
  • El túnel de base del San Gotardo, inaugurado en 2016, es con sus 57 km la construcción más importante. En el túnel ferroviario más largo del mundo circulan cada día 325 trenes con velocidades de hasta 250 km por hora.
  • El transporte público suizo cuenta con aproximadamente 28.000 paradas, es decir, una parada por cada 900 metros.
  • En 2016 estaban matriculados en Suiza cerca de 5,9 millones de vehículos motorizados, de los cuales 4,5 millones fueron automóviles.
  • Basilea es el puerto de origen de la flota de alta mar suiza.
  • La compañía naviera del lago de los Cuatro Cantones dispone con 15 naves de la mayor flota de barcos de motor en aguas interiores de toda Europa.
  • Con aproximadamente 2.050 trenes diarios, el trayecto ferroviario entre Zúrich y Altstetten es el más densamente transitado del mundo.
  • Desde 1981 se ha duplicado el volumen anual de mercancías transportado en las ferrovías y carreteras transalpinas suizas, elevándose a 39 millones de toneladas en 2015.
  • La línea ferroviaria alpina Vitznau-Rigi, inaugurada en 1871, es la más antigua de Europa.
  • La línea número 10 de tranvía de la compañía de Transporte Público de Basilea-Campiña entre Dornach y Rodersdorf es la más larga de Europa. En un trayecto de 25 km atraviesa tres cantones (Basilea-Campiña, Basilea-Ciudad y Soleura) y dos países (Suiza y Francia).
  • La línea automática M2 del metro de Lausana supera un desnivel de 338 metros con pendientes de hasta el 12%. Este porcentaje supone un récord mundial para ferrocarriles metropolitanos con neumáticos.